Wamba renunciando a la corona

Compartir

Datos principales

Fecha 
1819 h.
Material 
Dimensiones 
163 x 219 cm
Museo 
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

En el Salón principal del desaparecido Casino de la Reina -regalado por el Ayuntamiento de Madrid a María Isabel de Braganza, segunda esposa de Fernando VII, con ocasión de su embarazo- se colocó el Cincinato, por lo que Ribera realizó otro lienzo de semejante formato para que hicieran pareja. El resultado es otra obra de historia en la que se representa al rey visigodo Wamba en el momento de renunciar a la corona. Al morir Recesvinto sin sucesión, los nobles visigodos pusieron los ojos en Wamba para ser el nuevo rey, debido a su nobleza, prudencia, madurez y demás virtudes. De común acuerdo, los nobles le eligieron rey pero Wamba se resistió a admitir la corona. Uno de los nobles amenazó a Wamba con la muerte, razón por la que vemos a Wamba sentado junto a una mesa en la que apoya su escudo y sobre la que se ve una espada y un casco. Detrás de él hay dos adolescentes. Al final Wamba acepta la corona que porta uno de los nobles en una bandeja de plata. Ribera vuelve a demostrar en esta obra su absoluta asimilación de la estética neoclásica, ordenado claramente la composición a través de líneas horizontales y verticales que se refuerzan con la austera arquitectura, estructura sólo rota por la figura del noble que empuña la espada que aparece formando un aspa. Sobre la arquitectura del fondo se recortan los personajes en los que destaca el fuerte carácter escultórico, modelados por la luz procedente de la izquierda. También debemos resaltar el modelado de los ropajes, con pliegues casi cortantes, el ligero claroscuro y el sensacional dibujo utilizado por el maestro. El lienzo ingresó en el Museo del Prado en el año 1863.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto