Reflejos verdes en el estanque de nenúfares

Compartir

Datos principales

Fecha 
1923
Material 
Estilo 
Dimensiones 
200 x 425 cm.
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

Ya se ha hablado en ocasiones de todo lo que rodeó esta producción de Monet dedicada a los nenúfares. Habría que remontar toda la historia incluso a los años ochenta del siglo pasado, cuando el pintor llegó por vez primera a esos parajes y decidió quedarse un tiempo pintándolos. Durante décadas pintó los nenúfares desde los puntos de vista más diversos, desde lo alto o a ras del estanque, bajo unas condiciones de luz o bajo las contrarias, y sin embargo lo mágico de todas esas obras es que comparten algunos elementos, que se mantienen en todas las ocasiones. Por supuesto, el primer y más importante de esas coincidencias es el extremadamente sutil sentido de la armonía musical que existe, y que en esta obra se refleja en la disposición de las flores y en el fino sentimiento del agua como elemento transparente pero misterioso al mismo tiempo.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto