Puente de Waterloo, efecto de sol

Compartir

Datos principales

Fecha 
1903
Material 
Estilo 
Dimensiones 
73 x 92 cm.
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

Durante la estancia de Monet en Londres durante el otoño de 1899 se interesó especialmente por Turner ya que en esos momentos serán las atmósferas y los efectos lumínicos sus principales referencias pictóricas. Como modelos para presentar los cambios cromáticos y atmosféricos provocados por la luz empleó tres arquitecturas significativas de la capital londinense como los puentes de Charing Cross y Waterloo y el Parlamento. En esta ocasión nos muestra una excelente visión de un amanecer en el que la niebla juega con los rayos del sol para crear un sensacional efecto impresionista. Las pinceladas son rápidas y empastadas, acentuando con ellas el impacto visual. Todo este grupo de obras está retocado en el taller, partiendo de una escena realizada al natural. Comparándolos con otros cuadros, los enriquecía de tal manera que en algunas ocasiones se alejaba del punto de partida. El Puente de Waterloo, tiempo gris es uno de sus compañeros.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto