Partida de los embajadores

Compartir

Datos principales

Fecha 
1495
Material 
Dimensiones 
281 x 252 cm
Ver en Maps

Esquema relacional

En 1490 los miembros de la Scuola de Santa Úrsula de Venecia encargan a Carpaccio la decoración al lienzo del edificio, realizando el maestro una importante serie de "tellari" dedicados a la vida de Santa Úrsula inspirada en "La Leyenda Dorada" de Santiago de la Vorágine. Siguiendo a Gentile Bellini, Carpaccio traslada la historia de la santa al mundo veneciano, incorporando notas propias tomadas de Antonello da Messina, Alvise Vivarini o Giovanni Bellini, creando un estilo cada vez más personal. La primera escena de la serie narra la partida de los embajadores, inspirada en el mundo veneciano tanto en las arquitecturas como en los ropajes y casi se podría decir que en los rostros o la iluminación. Carpaccio se interesa por la perspectiva a través de los diferentes planos empleados, creando un lugar de fuga con el arco de medio punto. La sensación atmosférica es un importante logro típico de la escuela que más tarde desarrollará Tiziano. El Regreso de los embajadores, el Sueño de Santa Ursula y El rey de Bretaña recibiendo a los embajadores ingleses completan la serie. La vida de santa Úrsula cuenta con cierto aspecto legendario. En el siglo IX se la hace hija de un rey de la isla de Bretaña, enviada a Europa para contraer matrimonio con un príncipe pagano. Tras una peregrinación a Roma con 11.000 vírgenes convertidas al cristianismo, llegó a la ciudad de Colonia, que estaba siendo asediada por los humos. Tras contemplar el martirio y la muerte de sus compañeras, recibió ella también el martirio tras negarse a casarse con el rey de los hunos. Los hechos se supone que ocurrieron en el siglo III, pero en la actualidad su nombre no aparece en el santoral oficial por los problemas históricos que presenta su biografía.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto