Paisaje con Tobías atrapando un pez

Compartir

Datos principales

Fecha 
1617-18
Material 
Estilo 
Museo 

Esquema relacional

Junto a Guido Reni, Domenico Zampieri fue el más importante discípulo de los Carracci. Formado con Ludovico Carracci en Bolonia, pasó en 1602 a colaborar con Annibale Carracci en Roma. Tras la muerte del maestro, el Domenichino se convirtió en el más importante paisajista boloñés. Un hermoso ejemplo de estos paisajes es este lienzo de 1617 ó 1618. En él recrea una historia tomada del libro de Tobías, del Antiguo Testamento. Tobit quedó ciego al caerle sobre los ojos los excrementos de un gorrión mientras dormía. Pasó así cuatro años. Como creía que su muerte se acercaba, envió a su hijo, llamado Tobías, a cobrar una deuda. Durante el trayecto le acompañó el arcángel Rafael, aunque sin revelarle su identidad. Llegados al río Tigris, Tobías se acercó a la orilla para lavarse los pies. Un monstruoso pez lo atacó; lo pescó y, siguiendo las indicaciones del arcángel, lo destripó. Guardó el hígado y el corazón; quemados, sus cenizas le sirvieron más tarde para expulsar los demonios de su esposa Sara. Una vez vuelto junto a su padre, logró devolverle la vista untando sus ojos con la hiel del pez. El paisaje, de un sereno clasicismo, está desarrollado en una composición que, años más tarde, servirá de ejemplo a Claudio de Lorena, a pesar de que el colorido y la iluminación difieren de forma apreciable.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto