Naturaleza muerta con tetera

Compartir

Datos principales

Autor 
Fecha 
1900-05
Material 
Dimensiones 
58 x 70 cm.
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

Desde sus primeros trabajos, Cézanne se interesó por las naturalezas muertas, haciendo de ellas uno de sus temas principales. En un primer momento será Chardin su punto de referencia, posteriormente el realismo de Courbet y más tarde Manet, pero a partir de la década de 1870 los bodegones serán para el maestro de Aix un excelente campo de investigación para descubrir la relación existente entre forma y color, su máximo objetivo. Al contrario de los impresionistas, preocupados por captar los momentos cambiantes de luz, Cézanne se siente atraído por mostrar la solidez de las piezas de fruta, empleando la luz para fijar las relaciones entre los diversos planos y resaltar las tensiones entre los volúmenes, al tiempo que articula el espacio. Cézanne nos pinta unas sólidas naranjas rodeando una tetera de loza blanca, con un cuchillo en diagonal -reminiscencia barroca- cubriendo la mesa donde se depositan los diferentes objetos con una pesada tela damasquinada. Una pared de colores fríos cierra la composición. Precisamente será el color quien se encargue de configurar las formas de los diferentes objetos, adquiriendo cada uno de ellos cierta autonomía, remarcando su silueta con una línea oscura de la misma manera que hacía Gauguin. Esta construcción arquitectónica y geométrica de la naturaleza será un referente directo para los cubistas.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto