Moisés hace brotar agua de la roca

Compartir

Datos principales

Autor 
Fecha 
1649
Material 
Estilo 
Dimensiones 
122 x 193 cm
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

Esta obra, de similares título y tema que la conservada en Edimburgo, recrea de nuevo un pasaje de la vida de Moisés, tomada del Éxodo. Fue encargada por el pintor lionés Jacques Stella y ejecutada en 1649. Es un estudio de las pasiones humanas, los "afectos", desde la virtud de la generosidad, hasta la avaricia y el egoísmo, construido sobre la reflexión acerca de la Providencia divina. Su colorido es variado y fuerte, basado en el rojo, azul y naranja, sus colores más expresivos. Sin embargo, recibió numerosas críticas en París por la profundidad de la grieta que hace de fuente, a juicio de sus rivales excesiva, poco verosímil.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto