Georgiana, duquesa de Devonshire, y su hija

Compartir

Datos principales

Fecha 
1786 h.
Material 
Dimensiones 
110,5 x 141,6 cm.

Esquema relacional

Desarrollo

Georgiana Spencer fue retratada por sir Joshua Reynolds cuando apenas tenía tres años, acompañada de su madre, la condesa de Spencer. En esta ocasión vemos a la misma modelo veinticinco años después, tras su matrimonio con el quinto duque de Devonshire en 1744, jugando con su hija lady Georgiana Cavendish. Nos encontramos ante uno de los cuadros más apreciados de Reynolds al mostrar la alegría de los juegos entre madre e hija, humanizando de esta manera a la nobleza británica y mostrando el carácter divertido y dinámico de la duquesa. No en balde, Georgiana Spencer era considerada una de las mujeres más hermosas de su tiempo, no tanto por su belleza física como por su vitalidad y alegría. El dinamismo que manifestaba la modelo se intensifica en esta composición con el empleo de una diagonal marcada entre los pies de la pequeña y el brazo alzado de la dama. El cortinaje rojo del fondo, ante el que se recorta la figura de la duquesa, y la gran urna de la zona derecha son claras indicaciones del estatus social de la familia. Los brillantes colores y la pincelada abocetada empleada en el cabello de la duquesa y en el vestido de la niña son claras referencias de la admiración del maestro británico por la pintura flamenca, especialmente Rubens y Van Dyck.


Iglesia de Santa Sofía (Estambul)
Iglesia de Santa Sofía (Estambul)

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto