Felipe IV

Compartir

Datos principales

Fecha 
1655/60
Material 
Dimensiones 
69 x 56 cm.
Museo 
Ver en Maps

Esquema relacional

Vemos al rey de España con un gesto preocupado y decaído por la delicada situación política que se estaba viviendo en esos momentos. Sus enemigos le denominaban Felipe el Grande, grande como un pozo que se hace mayor cuanta más tierra le quitan. Velázquez se muestra como un retratista sincero al captar la auténtica personalidad del monarca; sin halagarle incluso en unos momentos difíciles. Esto lo sabe Felipe IV que no posaba para el maestro desde 1644 porque sabía que le iba a pintar tal y como era. La atención se centra en el rostro que nos muestra a un hombre mayor, a pesar de contar con 50 años de edad, avejentado por los problemas y sin ningún atributo de su realeza, vistiendo de seda negra con un cuello de golilla como único adorno. La pincelada suelta de la que hace gala el pintor en estos años demuestran su facilidad creativa.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto