Cristo de San Juan de la Cruz

Compartir

Datos principales

Fecha 
1951
Material 
Dimensiones 
205 x 116 cm.
Ver en Maps

Esquema relacional

El mundo que elige Dalí para representar a Cristo en la Cruz es seguramente después de un éxtasis, según los escritos del místico español San Juan de Cruz. La originalidad del cuadro estriba, sobre todo, en la gran perspectiva de la crucifixión y en la extraña calma que ofrece el paisaje de Port Lligat con un cielo claroscuro ante el hecho que está sucediendo. Cristo se retuerce en la cruz, así lo demuestra el movimiento de dolor de sus manos y su espalda. Se trata, quizás, de una nueva clave filosófica y teosófica de Dalí, cada hombre debe de saber lo que está pasando y debe de leer la inscripción de la cruz. Esa calma es la indiferencia ante la crucifixión de Cristo.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto