Cristo crucificado

Compartir

Datos principales

Autor 
Fecha 
1627 h.
Material 
Dimensiones 
126 x 95 cm.
Ver en Maps

Esquema relacional

Van Dyck pintó este Cristo crucificado para el prior de los Agustinos de Amberes en 1627, poco tiempo después de regresar de Italia y dentro de una serie de cuadros de altar encargados por iglesias de Flandes que también tienen como temática la Crucifixión. Sin embargo, el cuadro que conserva el Koninklijk de Amberes nos muestra a Cristo en solitario, alzando sus ojos al cielo con gesto implorante, dialogando con Dios Padre. El anatómico cuerpo del Salvador se ilumina por un rayo de luz que rompe el cielo, realzando la figura y subrayando sus miembros robustos. La ausencia de elementos complementarios provoca que el pintor se centre en la expresión del Mesías, captando la tensión y el patetismo del momento. El estilo rápido y certero y las pinceladas fluidas provocan la creación de un efecto atmosférico en la escena, enlazando con las características habituales de la escuela veneciana que Van Dyck había admirado primero a través de Rubens y después durante su viaje a Italia.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto