Cazador

Compartir

Datos principales

Fecha 
Siglo XI
Material 
Dimensiones 
290 x 134 cm.
Museo 
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

Este fresco es una de las piezas más antiguas que posee el Museo del Prado, en cuanto a pintura se refiere. El fresco estaba originalmente en la ermita de San Baudelio de Berlanga, de donde se trasladó al Metropolitan Museum de Nueva York. Para facilitar el traslado, la pintura se trasladó a otro soporte, el lienzo. De allí se trajo en calidad de préstamo indefinido al Museo del Prado, en 1957. El tema del fresco, como puede verse, es un cazador a caballo que persigue unas presas. Tanto el tema como la estructura compositiva de la escena apunta claramente la influencia islámica de la realización. La razón es clara: en pleno Románico, que es la época correspondiente al siglo XII, la presencia islámica en la península ibérica es muy fuerte. El reino Hispano-Musulmán se mantuvo ininterrumpidamente desde el siglo VIII hasta finales del XV. A lo largo de este tiempo la convivencia y la influencia mutua fueron los factores culturales predominantes. Los artistas musulmanes trabajaron con frecuencia para los territorios cristianos, en especial aquellos que mantenían sus viviendas en las regiones que progresivamente los musulmanes perdían frente a los castellanos. Esta población se denominó mudéjar, y mantuvo el derecho a sus ritos y costumbres hasta los Reyes Católicos. Este fresco es una muestra de la interactividad entre un estilo y otro. Los motivos que presenta son de clara raíz persa, con una organización geométrica, simétrica excepto en el jinete perseguidor. El fondo rojo hace que las figuras de los animales y el cazador destaquen en su amarillo, suavizado por el paso del tiempo.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto