Carlos III

Compartir

Datos principales

Fecha 
1786-87
Material 
Dimensiones 
197 x 112 cm.
Ver en Maps

Esquema relacional

Desconocemos si en alguna ocasión Carlos III posó para Goya, no existiendo ningún dato que avale esta idea por lo que se piensa que los retratos del monarca que realizara el pintor de Fuendetodos estarían inspirados en cuadros de otros autores y en la prodigiosa memoria de Goya, que en alguna ocasión tuvo la oportunidad de conocer al Rey Ilustrado. Este retrato fue abonado el 26 de enero de 1786 por lo que debió ser pintado a lo largo del año anterior. La figura de Su Majestad se ubica en un interior, vestido con sus mejores y galas y portando los collares de las órdenes del Toisón de Oro, Saint-Esprit y Carlos III y el bastón de mando en la mano derecha. Todas las filigranas doradas de la levita y el chaleco están realizadas a la perfección, al igual que la textura de las medias, las hebillas de los zapatos o las facciones del rostro del rey. Con esta forma de trabajar Goya quiere demostrar que posee las suficientes aptitudes como para formar parte de la terna de pintores de cámara. Al recortar la figura sobre un fondo neutro y disponer las líneas de las baldosas del suelo existe cierto influjo velazqueño.La expresión bonachona y curtida del rostro de Carlos III es muy similar a la que vemos en el retrato en el que aparece vestido de cazador, existiendo opiniones que afirman que esta imagen sería la primera de las que parten las cinco en las que está en actitud cinegética. Es evidente que con este tipo de retratos Goya puede labrarse un futuro en la corte madrileña cuando ya cuenta con 40 años, edad avanzada para triunfar artísticamente en el siglo XVIII.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto