Boda judía en Marruecos

Compartir

Datos principales

Fecha 
1837-38
Material 
Ver en Maps

Esquema relacional

Desarrollo

En diciembre de 1831 Delacroix abandona París con destino a Marruecos. Desde territorio marroquí viajará a Argel y a España, visitando Sevilla y Cádiz. De esta estancia española comentó: "He hallado en España todo lo que había dejado entre los moros. Nada ha cambiado, salvo la religión; el fanatismo por lo demás es el mismo. He visto las bellas españolas que no desmienten su fama". Durante este viaje realizará numerosos bocetos, apuntes y dibujos que más tarde le servirán para representar esos ambientes marroquíes. Así surge esta Boda judía en Marruecos, realizada seis años después de su regreso. Un patio sirve de escenario a la boda, representando diferentes tipos pintorescos en actitudes variadas, generalmente en escorzo. Pero la gran protagonista de esta escena es la iluminación, destaca el foco de luz que reciben las encaladas paredes y que se transmite a los personajes. Esa luz dorada crea una atmósfera especial en la que se aprecian ecos de la pintura barroca española. La pincelada es más rápida que en sus obras iniciales, véase la Barca de Dante.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto