Apóstol Bartolomé

Compartir

Esquema relacional

En 1661 Rembrandt realizó un apostolado con figuras de medio cuerpo, incluyendo algunos evangelistas. Todas las figuras están individualizadas, presentadas como miembros de la comunidad de Amsterdam, siguiendo la filosofía del naturalismo. Bartolomé aparece de frente al espectador, llevándose la mano izquierda a la barbilla mientras que en la derecha porta su atributo, el cuchillo. Dirige su mirada curiosa al espectador, creando Rembrandt una figura moderna, casi impresionista. La pincelada rápida empleada es característica de estos momentos, mientras que la iluminación dorada resulta una marca identificativa de la obra del maestro. El apóstol Simón es su compañero en la serie y se especula sobre si el San Mateo y el ángel también estaría incluido.


Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto