Acueducto romano Puente del Diablo

Compartir

Datos principales

Fecha 
Siglo I
Autor 
Lugar 
Localización 
Tarragona

Desarrollo

El nombre de Acueducto del Diablo se debe a una leyenda popular que cuenta cómo el Diablo solicitó una doncella a cambio de levantar la construcción en una noche, antes de que los gallos cantaran. El prometido de la joven despertó a todos los gallos de las granjas vecinas imitando su canto, contestando los gallos antes de la hora prevista. El Diablo, al ver que había perdido la apuesta casi habiendo construido el Acueducto, huyó sin conseguir a la doncella.Esta obra de ingeniería ha sido tradicionalmente fechada en época de Augusto. El suministro de agua al sector residencial de Tarraco estaba garantizado por dos acueductos procedentes de los ríos Francolí y Gaiá. Las aguas del río Francolí llegaban a Tarraco a través de una larga conducción a la que corresponde el llamado Puente del Diablo o Acueducto de les Ferreres, obra con dos órdenes de arcos superpuestos de mampostería- 11 arcos el inferior y 25 el piso superior-, sin más ligazón que la coaxialidad de los pilares, levantada para salvar el desnivel de un barranco, llamado de los Arcos, próximo a la ciudad. El dibujo del ingeniero Josep Boy, fechado en 1713, nos muestra el acueducto principal de Tarraco en alzado y sección, y en un momento de abandono; tiene unos 200 m de longitud y una altura máxima de 26 m y un ancho de bóveda que se aproxima a los dos metros.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto