Aranjuez

Compartir

Datos principales

Tipo 
Pueblo o ciudad
Antecesor 

Desarrollo

Situada a menos de 50 kilómetros de Madrid y surcada por los ríos Tajo y Jarama, los orígenes de la villa de Aranjuez están asociados a su designación como Real Sitio por parte de los Reyes Católicos. Felipe II fue el promotor del proyecto inicial de Palacio, prohibiendo que se pudiera vivir en este lugar. Así que las casas que había alrededor del palacio eran para alojar a los criados, algunas de ellas hechas de tierra, a modo de cabañas e incluso semienterradas en el suelo. Un comentario de Antonio Ponz es lo suficientemente revelador: "un desordenado conjunto de casas mal situadas y mal construidas y de infelices chozas de tierra en que se alojaban los grandes señores con indecible incomodidad, todo interpolado con zanjas, basureros y aguas detenidas" El trazado actual se debe a Fernando VI. El desigual terreno fue allanado y Santiago Bonavia diseñó una ciudad siguiendo un plano reticular, dando la espalda al palacio. Bonavia construyó la gran plaza de San Antonio como elemento unificador de ambos espacios. El rey cedía el terreno de manera gratuita a quien se quisiera asentar en la nueva villa, creándose una amplia población flotante que iba asociada generalmente a los desplazamientos de la Corte. La mayoría de las casas eran de un sólo piso y con buhardilla, siendo su alquiler bastante caro. Sobre el plano original se ha ido aumentando la población con el tiempo. Jaime Marquet será el encargado de diseñar las ampliaciones de la ciudad durante el reinado de Carlos III. La historia de la ciudad iría siempre asociada a la Corona, pero especialmente a dos hechos que cambiaron el devenir histórico del país. Se trata de la firma del Tratado de Aranjuez entre Carlos IV y Napoléon -(enero de 1805) por el que se declaraba la amistad entre las dos naciones y se dirigían los esfuerzos hacia el enemigo común: Inglaterra- y el famoso Motín, que dio el poder a Fernando VII (marzo de 1808). No en balde, el famoso Motín es representado todos los años por los vecinos, en las famosas fiestas de la ciudad. Durante el siglo XIX, Aranjuez será de las primeras ciudades en beneficiarse de los cambios tecnológicos. En 1851 se unió por ferrocarril con Madrid, línea que posteriormente se prolongará hasta Alicante. A mediados de esta centuria también se creó la Escuela de Agricultura, la primera de España. En la actualidad, sus casi 50.000 habitantes tratan entusiastamente de unir el legado de su pasado histórico y monumental con el exigente futuro que les depara el siglo XXI.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto