Orense

Compartir

Datos principales

Inicio 
1AC
Fin 
2000DC
Rango 
1AC to 2000DC
Lugar 
Derechos 

Desarrollo

Ciudad de origen romano, fundada sobre un área de implantación de la cultura celta, para su fundación se tuvo en cuenta la existencia de unos manantiales de agua caliente, las Burgas, que brotan junto al río Barbaña. El interés romano por fundar aquí un asentamiento pudo basarse, además, en la existencia de una cercanas explotaciones auríferas -de ahí la etimología de Orense, derivada del topónimo "auriense"-, en la necesidad de proteger un cercano puente y en su ubicación en un cruce natural de caminos. La población acaba de consolidarse bajo el reino suevo, siendo residencia de monarcas como Teodomiro y Miro y sede del obispo. Una tradición cuenta que fue aquí donde Charriarico se convirtió al catolicismo, erigiendo la primera catedral en honor de San Martín. Sin embargo, realmente la diócesis de Orense ya aparece en la división parroquial realizada por Teodomiro. Las invasiones árabes y normandas afectan de lleno a Orense, que resulta solada en varias ocasiones en los siglos X y XI. En este último siglo es repoblada, siendo en 1084 su catedral restaurada por orden del obispo Ederonio. Sin embargo, este templo cumplirá su función por poco tiempo, pues en el año 1118 es consagrada una nueva catedral. A partir del año 1122 el señorío sobre la ciudad le fue concedido por Doña Teresa de Portugal al obispo de la ciudad, jurisdicción que ostenta hasta 1628. Tal privilegio provocará permanentes fricciones entre el Obispado y el Concejo. Durante al edad media Orense conocerá acontecimientos diversos, como la proclamación del duque de Lancaster como rey de Castilla, en 1386; el ataque de don Rodrigo Alonso Pimentel, en 1471, o la preparación de la entrevista de la entrevista de Felipe el Hermoso y Juana la Loca con el rey Fernando el Católico. Pocas son las noticias relevantes que nos dejan las centurias siguientes, acaso que durante el siglo XVI se construye su primer ayuntamiento, la llegada de jesuitas y dominicos en el XVII, rompiendo el monopolio franciscano, o la cita de 3000 almas en el catastro de Ensenada. Durante el siglo XIX se realizan para sacar a la ciudad de su letargo y modernizarla, aunque el mayor impulso se producirá a lo largo del siglo XX. La llegada del ferrocarril en 1881 o la apertura de un nuevo puente sobre el Miño en 1919 son los hitos más importantes. Aparte de la catedral Orense cuenta con grandes monumentos, como las iglesias de San Francisco (siglo XIV), Santísima Trinidad (XVI) o las de Santa Eufemia y Santa María la Madre (XVIII).


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto