Reinas, gobernadoras y regentes

Compartir

Datos principales

Inicio 
1AC
Fin 
1AC
Rango 
1AC to 1AC
Periodo 
Edad Moderna

Desarrollo

La historia de las mujeres, ha escrito María de los Ángeles Pérez Samper, (7) no puede ni debe reducirse a una pocas mujeres extraordinarias, sino que es y debe ser cada vez más la historia de todas las mujeres, millones de mujeres de toda clase y condición a lo largo de los siglos. Es una historia de la pluralidad y de la diversidad y cuanto más se avance en la investigación mayor será esa diversidad. Sin embargo, hubo algunas mujeres excepcionales, que también forman parte de la historia de las mujeres y que, por tanto, hay que tener en cuenta y no olvidar: las reinas, princesas y aristócratas. (8) En la España Moderna, desde las últimas décadas del siglo XV y hasta finales del siglo XVIII sólo hubo 17 mujeres que fueron reinas. Un grupo muy reducido frente a los millones de mujeres de dicho periodo, pero que alcanzó gran poder e influencia y, a pesar de su singularidad, constituyó un punto de referencia para las demás mujeres. De este conjunto sólo dos fueron reinas por sí mismas o "reinas propietarias", Isabel I de Castilla (1451-1504) (9) y su hija Juana I (1479-1555) de Castilla, las otras quince fueron reinas consortes. Gráfico En la Edad Moderna, la reina era una figura institucional, una especie de icono que trataba de reunir y reflejar el conjunto de cualidades y virtudes físicas y morales que se esperaba de una reina ideal. Pero detrás de cada reina existía una mujer real, con sus cualidades y sus defectos. Analizar esa doble dimensión, una personal, íntima, privada y la otra institucional, pública, idealizada, proporciona mucha e interesante información, tanto para la historia de las mujeres como para la historia política de la monarquía española.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto