Las lunulae de Irlanda

Compartir

Datos principales

Inicio 
2300AC
Fin 
1500AC
Rango 
2300AC to 1500AC
Periodo 
Bronce

Desarrollo

Irlanda es proverbialmente la isla rica en oro de la Prehistoria del Viejo Continente. La brillante historia del oro de Irlanda se inicia en la Edad de Bronce Antiguo, con un grupo de discos, hallados por lo general en parejas (sun discs), cuya decoración, en repujado, muestra motivos cruciformes, y que debieron de colocarse prendidos a las ropas. Estos discos, sin embargo, quedan en desventaja frente a la colección de las magníficas "lunulae". Las "lunulae" son láminas de oro en forma de cuarto creciente lunar, cuyos extremos acaban en pequeñas paletas. Simplemente por su mera tipología se las podría considerar joyas personales que se portarían al cuello. Sin embargo, ninguna de ellas se ha hallado en un contexto funerario, por lo que este punto no puede ser confirmado. El número de las "lunulae" aparecidas supera el centenar, pero, en todos los casos, éstas han sido halladas en depósitos aislados, o en grupos de hasta cuatro ejemplares. Los análisis metalográficos de que han sido objeto han dado con la fuente del oro empleado en su manufactura: el área de Croghan Kinshelah, en el condado de Wicklow. Sin embargo, los ejemplares, no necesariamente irlandeses, aparecidos en Escocia, en Cornualles, en Gales, en Bretaña, aunque, en minoría, pudieron haber sido fabricados en sus respectivas regiones con oro local. Las "lunulae" forman un conjunto relativamente uniforme. La lámina batida es extremadamente delgada. Los bordes se realzan con líneas y diminutos triángulos incisos. La decoración, efectuada a martillo sobre la lámina con un punzón de madera o hueso hasta dejar una delicada impresión lineal (que no puede llamarse exactamente grabado), mantuvo un repertorio geométrico constante. Acogida sistemáticamente a los laterales del collar, la ornamentación se reúne en franjas separadas y hace alternar, en positivo o negativo, en dirección vertical o transversal, triángulos rellenos de trazos con triángulos enlazados y rombos. Aquéllas más elaboradas y de mejor técnica se han incluido en el grupo clásico. Una de las "lunulae" más complejas de este "Classical type" es el ejemplar del Museo Británico de Blessington (Condado de Wicklow). No todas ofrecen el mismo nivel de calidad. Algunas reflejan la mano de un orfebre más descuidado o inexperto. Esta clase de "lunulae" se ha agrupado en el tipo "Unaccomplished". Finalmente, aquellas que parecen ser imitaciones hechas fuera del territorio irlandés constituyen el tipo "Provincial". Se da la paradoja de que las mejores, las del tipo clásico, se han hallado con frecuencia en áreas provinciales, por lo que es de suponer que muchas de ellas salieron de los talleres irlandeses para ser exportadas. Las "lunulae" reflejan una tradición artística establecida y conservadora. Su producción, se ha calculado, dura más de quinientos años. El sistema de decoración elegido es convencional y repetitivo. Se ha apuntado (Taylor, 1970) que la inspiración se encuentra en los motivos de la cerámica campaniforme, tesis que es, en apariencia, veraz y acertada, pero que se contradice con la escasa representatividad de la población campaniforme en Irlanda. De cualquier manera, la serie de motivos ornamentales es ancestral, universal, y permanecerá en la orfebrería de la Edad de Bronce como un residuo tradicional del trabajo en oro. A pesar de la falta de datos para aseverar la función de las lunulae, ellas son, sin duda, objetos muy apreciadas, deseables, y de gran atractivo. Su posesión hubo de ser objeto de exhibición. Las lunulae son, en definitiva, la manifestación más popular y genérica de los símbolos de poder de las comunidades europeas atlánticas en la Edad de Bronce Antiguo.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto