El teatro

Compartir

Datos principales

Inicio 
1276DC
Fin 
1479DC
Rango 
1276DC to 1479DC
Periodo 
Aragón Baja Edad Media
Lugar 
Derechos 

Desarrollo

El teatro catalán en su vertiente religiosa se distingue por la fidelidad a los textos sagrados en que se sustenta. También por seguir representándose en los templos, a diferencia de lo que sucede en Europa, donde se da una desvinculación progresiva, cosa que puede explicar un cierto talante conservador; por una gran complejidad y variedad escenográficas; por su carácter tradicional, lo que explica su larga pervivencia, que en algunos casos llega hasta hoy. Así sucede con el Cant de la Sibil-la -en catalán desde el siglo XII- cuyos impresionantes versos resuenan en [Santa María del Mar#CUADROS#9519] o en la catedral de Mallorca. Hay que relacionar con la liturgia textos como el Sermó del bisbetó, que se representaba por san Nicolás de Bari, patrón de los monaguillos, o como les Epístoles farcides. La práctica teatral religiosa se puede ordenar temáticamente en seis grandes ciclos: Pascual, un ciclo que pervive en las actuales "pasiones" o en espectáculos como la Dansa de la Mort de Verges. Navideño, que da origen a los actuales pastorets. Veterotestamentario, en vigor hasta el siglo XIX. Mariano, que acoge obras que destacan el momento de la muerte y asunción de la Virgen, como la Representació de l'Assumpció de Tarragona de 1388, y como el que es sin duda el máximo ejemplo de pervivencia del espectáculo medieval en Europa, el Misteri d'Elx, cuyos orígenes se remontan a finales del siglo XV. Hagiográfico, consagrado a la vida de santos y mártires y Ciclo de Corpus, en el que destaca, como parte integrante de la procesión de [Valencia#CONTEXTOS#6295], el Misteri d'Adam, ya representado en el XV, o espectáculos en la actualidad tan vivos como las danzas mallorquinas de "cossiers" y caballeros y la famosa Patum de Berga. El teatro profano, en cambio, apenas si ha dejado rastro. Unos diálogos copiados en el Cancionero de Híjar son del siglo XVI, y de la misma época es una entretenida Farsa d'En Cornei. Por lo que respecta al llamado teatro culto, recordemos, aunque sea muy tardía -se representó en Valencia en 1574-, la Fabella Aenaria de Lorenzo Palmireno, en la que el latín comparte la escena con el catalán y el castellano.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto