El asalto final

Compartir

Datos principales

Inicio 
1943DC
Fin 
1945DC
Rango 
1943DC to 1945DC
Periodo 
Anz/Cass Libro 3

Desarrollo

La tercera batalla de Cassino, programada por los aliados para antes incluso de terminar la segunda (es decir, para la segunda mitad de febrero), comenzó el 15 de marzo: las condiciones meteorológicas impidieron hasta aquel momento la realización del "experimento" que debía abrir el camino a las tropas. Dicho experimento consistía en realizar un bombardeo intensivo sobre la ciudad de Cassino mediante los bombarderos pesados de la "Strategic Air Force" orientado a la destrucción de los edificios y los alemanes que los defendían. El 14 de marzo se dió la señal de partida a la operación, pues se preveían algunos días de buen tiempo. También esta vez el ataque se confió a los neozelandeses de la 2Ğ división y a los indios de la 4Ğ división, mientras que la 78Ğ división se mantuvo en reserva con la intención de hacerla intervenir en caso de que fracasaran las anteriores divisiones.El plan de ataque fue preparado por el general Freyberg. Sin embargo, la tercera batalla de Cassino, denominada también "Operación Dickens", no fue sino un horroroso desastre que duró cinco días y cinco noches, habiendo conseguido atacar apenas las defensas alemanas.El nuevo ataque a las líneas de Kesselring se lanzó el 11 de mayo de 1944: la ofensiva fue organizada a lo largo de un frente de 32 kilómetros que iba desde Cassino hasta el Mar Mediterráneo. Los ingleses se retiraron más allá del Rápido , pero los alemanes resistieron el ataque. Los americanos, por su parte, fueron capaces de atravesar la "Línea Gustav", a pesar de que fueron detenidos un poco más allá de Santa María Niña. A la derecha de la formación americana, el Cuerpo de expedicionarios francés de Juin consiguió sobrepasar el Garigliano y desplazarse más allá cortando a los alemanes las líneas de comunicación. El 17 de mayo, Kesselring, intuyendo que la posición estaba perdida, ordenó la retirada. Finalmente, el 18 de mayo, los polacos ocuparon Cassino y lo que quedaba después de los duros bombardeos. La pesadilla de Alexander había terminado.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto