Barroco, un término adherente y cabal

Compartir

Datos principales

Inicio 
1600DC
Fin 
1700DC
Rango 
1600DC to 1700DC
Periodo 
Barroco1

Desarrollo

El problema de la definición del arte del Seicento no puede resolverse por la rígida antítesis entre Renacimiento-Barroco o clasicismo-barroquismo. Por el contrario, la presencia de aspectos no reducibles a los caracteres señalados como propios del Barroco, indica que es imposible usar el vocablo como definición comprensiva de todos los fenómenos del siglo y, por ende, impide reconducir esos fenómenos a una única tendencia. Como en el caso del Manierismo, la fortuna crítica y la gran difusión alcanzadas por el término han motivado que de la acepción estilística originaria (referida a un momento preciso y a unos artistas concretos) se haya pasado a la caracterización de todo un período histórico, asumiendo valores que no le son propios, y que se extiende desde la crisis del Manierismo hasta la primera afirmación del Neoclasicismo (desde 1600 a 1750 aproximadamente). Es así que, de nuevo, nos topamos con un vocablo ambiguo, que oscilando entre generalización y especificidad se toma equívoco e incomprensible. Igual que ocurre con términos como Gótico o Manierismo, deberá ser usado con cautela y entendido como definición adherente, aglutinante, de todas las tendencias, por un lado, y cabal, correcta, tan sólo para algunos aspectos de la múltiple realidad del arte del Seicento, por otro.


Esquema relacional

Sobre artehistoria.com

Para ponerte en contacto con nosotros, escríbenos en el formulario de contacto