Las últimas catedrales góticas

Fecha:



Comentario

En Sevilla, a fines del siglo XIV se decide derribar la mezquita almohade y realizar un edificio cristiano, conservando sólo el alminar, la famosa Giralda.
La sala de oración de la mezquita definirá el ámbito de la nueva catedral. Tendrá cinco naves, con 76 metros de anchura, 116 de longitud,: 36 metros de altura en la nave central y en 26 las laterales, alcanzándose la cota máxima en los 40 metros del crucero. De esta manera, la catedral sevillana se convierte en la mayor en superficie hasta la construcción de San Pedro del Vaticano. En las naves laterales se disponen capillas intercaladas entre los contrafuertes. La cabecera se modificó en época posterior, siendo la capilla de los Reyes del siglo XVI.
La primera etapa de la construcción de la catedral de Santa Ana de Las Palmas se desarrolla entre 1497 y 1570. Las obras comienzan en los pies del templo, planteándose una iglesia de tres naves, con capillas entre los contrafuertes y bóvedas de crucería. En el siglo XVIII se continuarán los trabajos, haciéndose cargo de ellos el canónigo Diego Nicolás Eduardo. Se añadieron dos tramos más a las naves, se organizó el crucero y se proyectó la cabecera, siguiendo el lenguaje goticista con el que se inició la construcción.
En 1491 el Cabildo de Salamanca plantea la construcción de un templo de mayores proporciones ya que la catedral románica era considerada pequeña y oscura. La construcción del templo se inició el 12 de mayo de 1513, decidiéndose que la nueva catedral fuera adosada a la vieja para, de esta manera, no interrumpir el culto. La catedral fue consagrada el día 10 de agosto de 1733. Presenta planta de cruz latina inscrita en un rectángulo de 100 por 50 metros, tres naves, girola recta al ser plana la cabecera y capillas entre los contrafuertes. La bóveda alcanza una altura de 64 metros. La altura total de la torre de campanas es de 92 metros.
La catedral románica de Segovia fue derruida en 1521, debido a la Guerra de las Comunidades. Pronto se iniciaron las obras para construir el nuevo templo, poniéndose la primera piedra en 1525. Juan Gil de Hontañón será el encargado de la edificación, finalizando los trabajos su hijo Rodrigo. El templo presenta planta de cruz latina, con tres naves, crucero y girola a la que se abren capillas poligonales. Entre los contrafuertes también encontramos capillas. El antiguo claustro románico se encuentra adosado a la nueva catedral, siendo trasladado piedra a piedra en 1524.

Páginas relacionadas