López, Joaquín María

Congreso de los Diputados y carrera de S. Jerónimo (Madrid)
Nacionalidad: España
Villena, Alicante 1798 - 1855
Político y escritor



Galería de obras


Comentario

Perteneciente a las filas del Partido progresista, cuando esta fuerza se dividió en 1841, Joaquín María López, junto con Fermín Caballero, representaron la línea más radical. Partidarios de una reforma social, no aceptaron que Espartero fuera el único regente. Al otro lado, Salustiano Olózaga y Manuel Cortina, al mando del sector moderado, adoptaron medidas menos tajantes. Este bando pedía la racionalización de la Administración y abogaban por una reforma económica. Al contrario que los radicales, sí estaban de acuerdo con la regencia única de Espartero.
En 1843, Espartero nombró a Joaquín María López presidente del Gobierno, a Caballero ministro de Gobernación, y a Serrano ministro de Guerra con el objetivo de ganarse la simpatía de los conservadores y republicanos y dejar a un lado a los conservadores. López y sus compañeros sólo permanecieron en el poder 10 días. Su dimisión vino provocada por la negativa de Espartero a sustituir a los generales Linaje y Zurbano. Espartero aceptó la dimisión y nombró presidente a Álvaro Gómez Becerra, miembro de las filas más moderadas del Partido Progresista. Esta decisión no tuvo ninguna aceptación y, tras disolverse el Congreso, se convocaron elecciones. Todos estos acontecimientos fueron decisivos en el estallido de una rebelión contra Espartero. En julio de 1843 López, Ayllón y Serrano regresaron al poder tras haberse reunido con Isabel II. De nuevo López en el poder se plantea la reunificación del partido Moderado y Progresista. Los radicales de Barcelona se oponían a este gobierno. En agosto de 1843 éstos se entrevistaron con el general Prim, pero sin ningún éxito. Finalmente, en el mes de noviembre de este mismo año, fue sustituido por Salustiano Olózaga, como resultado de una maniobra realizada por el Partido Moderado.

Páginas relacionadas