Crispi, Francesco

Casa Michelazzi (Florencia), detalle de fachada, por G. Michelazzi
Nacionalidad: Italia
Sicilia 1818 - Nápoles 1901
Político y abogado



Galería de obras


Comentario

De tendencias nacionalistas y gran defensor de la unidad italiana, en 1848 participó en la revuelta que estalla en Sicilia en contra del régimen impuesto por los borbones. Junto con Garibaldi consiguió la independencia de Sicilia y fue elevado al cargo de gobernador. Ya en 1861 como diputado manifestó públicamente su apoyo a la monarquía. Una vez lograda la unidad italiana encabezó el ministerio del Interior primero y después el de Hacienda. Su ideología, cada vez más próxima a las doctrinas de Bismarck, fue duramente criticada hasta que se vio obligado a presentar la dimisión. Tras sufrir algunas acusaciones personales que afectaron directamente a su carrera política le nombraron de nuevo ministro de Interior. Desde este cargo potenció las relaciones con Austria y Alemania, al tiempo que puso fin a cualquier contacto con Francia. Esta postura provocó la ira de los galos. En política exterior apoyó el expansionismo. En la década de los noventa su nombre estuvo asociado al escándalo, aunque Crispi trató de hacer lo posible para acallar a la opinión pública. En las elecciones de 1895 salió victorioso, sin embargo fue censurado en este puesto por la cámara ante las acusaciones de estar involucrado en asuntos turbios que afectaban a las arcas del país.

Páginas relacionadas