Goyeneche y Barreda, José Manuel

Revista de soldados en Perú
Nacionalidad: Perú
Arequipa 1776 - Madrid 1846
Militar



Galería de obras


Comentario

Su padre emigró desde Navarra hasta el Perú donde se estableció como minero en primer lugar y después como agricultor, alcanzando una acomodada posición. José Manuel inició la carrera militar al ingresar como cadete en el ejército a los ocho años. Se trasladó a la Península Ibérica para estudiar en la Universidad de Sevilla, reingresando en el ejército como capitán del Regimiento de Granaderos. Participó activamente en la defensa de Cádiz contra los ingleses lo que le valió su nombramiento de coronel de las Milicias Disciplinadas en 1805. Al iniciarse la Guerra de la Independencia, la Junta de Sevilla lo ascendió a brigadier, enviándolo al Virreinato del Río de la Plata y al Perú para proclamar rey a Fernando VII. Durante su estancia en Buenos Aires se involucró en las intrigas cortesanas de la infanta Carlota Joaquina, convirtiéndose en un firme defensor de Liniers al oponerse a la Junta establecida por Elío en Montevideo. En 1809 fue nombrado presidente de la Audiencia del Cuzco, convirtiéndose en la mano derecha del virrey Abascal. Dirigió las tropas reales contra los sublevados en La Paz, a los que derrotó en Chacaltaya, lo que le valió la designación de general en jefe del Alto Perú. En su nueva demarcación tuvo que enfrentarse a los insurrectos argentinos, sometiendo las ciudades sublevadas de La Paz y Oruro. Recuperó Cochabamba, Potosí y Chuquisaca para los realistas y puso fin a la invasión ríoplatense del territorio del Alto Perú -actual Bolivia-. La expansión del movimiento independentista era imparable lo que llevó a Goyeneche a pactar un acuerdo con los revolucionarios. En esto se produjo una nueva invasión ríoplatense a la que Goyeneche respondió con la retirada debido a la falta de ayuda. Renunció al mando en abril de 1813 y en diciembre cesó como presidente de la Audiencia del Cuzco. Sus méritos le valieron el título de conde de Guaqui, abandonando la región para regresar a España en 1814. Fue ascendido a teniente general y elegido senador del reino, pero se mantuvo alejado de la política a pesar de militar en el bando liberal durante el reinado de Isabel II.

Páginas relacionadas