Lope de Vega. Félix Vega y Carpio

Casa de Lope de Vega (Madrid)
Nacionalidad: España
Madrid 1562 - Madrid 1635
Escritor



Galería de obras


Comentario

Nacido en 1562 en Madrid, estudió en el colegio de los teatinos y posteriormente en la universidad de Alcalá de Henares. Comenzó la carrera sacerdotal, que hubo de abandonar a causa de la publicación de sus amores con Elena Osorio, mujer casada, que será la inspiración para muchas de sus obras, como "La Dorotea". Esta relación causará también la apertura de un proceso en su contra y la pena de destierro. Tras tomar las armas, participa en la conquista de las Azores (1583) y en la fracasada Armada Invencible (1588).
Tuvo varias esposas. Con la primera, Isabel de Urbina, vivió en Valencia y, entre 1590 y 1595, en Alba de Tormes, al servicio del duque de Alba. Tres años más tarde medió en cuestiones amorosas en favor del duque de Sessa. Su segunda esposa fue Juana de Guardo, con la que casó en 1598 después de haber enviudado. Con Micaela Luján, su amante, convivió en Toledo y Sevilla entre 1501 y 1506, con la que tendrá siete hijos. Miembro del Santo Oficio, en 1614 se ordena sacerdote, pese a lo cual entre 1618 y 1632 convive con Marta de Nevares, años de remordimiento y melancolía.
Una vitalidad desbordante y un ensalzamiento hasta límites extrahumanos del amor parecen definir tanto su vida como su obra. Además, en sus escritos se refleja un profundo conocimiento de la mitología grecolatina -un tema recurrente- y de la historia nacional. De su pluma salieron excelentes escritos en todos los géneros. Entre su prosa son de destacar "La Arcadia" (1598), novela pastoril, "Peregrino en su patria" (1603-04) y "La Dorotea" (1588-1632).
Autor prolífico, escribió más de 1500 poesías líricas y 850 piezas dramáticas. Merecen ser destacadas "Isidro" (1599), "La hermosura de Angélica" (1602), "Los pastores de Belén" (1611), etc. La temática de sus obras no pretende cuestionar los valores de la época ni realizar incursiones en el clasicismo, como Cervantes, sino que más bien refleja y reproduce intencionadamente la mentalidad y el modo de vida imperante, es decir, la ortodoxia católica, la monarquía, el honor del hidalgo, etc. Formalmente introduce novedades de enorme repercusión, formuladas en su "Arte nuevo de hacer comedias" (1609): estructura el drama en tres actos, intercala comedia y tragedia, adecua la métrica a la naturaleza del pasaje. Sus comedias conforman un modelo repetido hasta la saciedad, creando arquetipos psicológicos característicos, como el rey, el villano, la dama, etc. Crea la figura del gracioso, contrapunto cómico del héroe grave, cuyos antecedentes deben buscarse en Plauto. Sus obras le convierten en uno de los genios de la literatura universal, sieno autor de, por citar algunas, "El mejor alcalde el rey ", "Peribañez y el comendador de Ocaña", "Fuenteovejuna" o "El caballero de Olmedo". Su producción teatral es básico para comprender el teatro barroco español, influyendo en figuras como Calderón, Tirso de Molina, Ruiz de Alarcón y otros. Falleció en 1635.

Páginas relacionadas