Valeriano, Publio Licinio

Mujer desnuda
Nacionalidad: Roma Occidental
190 - 270
Emperador 235 - 268



Galería de obras


Comentario

Publio Licinio Valeriano comandaba las tropas de Retia cuando Emiliano era asesinado por sus soldados en el verano del año 253. Valeriano se convirtió en emperador, a pesar de sus 63 años, compartiendo el poder con su hijo Publio Licinio Galieno. Los quince años que se mantuvieron en el trono suponen el momento álgido de la crisis del siglo III, salpicados de motines, rebeliones y ataques de los bárbaros. Los diferentes usurpadores provinciales fueron derrotados a pesar de que se mantenían con firmeza en sus puestos. Los enfrentamientos entre romanos aumentaban la presión de los bárbaros. Para evitar sendos problemas, Valeriano descentralizó el gobierno y dejó a Galieno como augusto de occidente y él se estableció en Antioquía. De esta manera intentaba defender la parte este del Imperio ante los continuos ataques de los piratas y los godos. Para salvar el Asia Menor de la amenaza persa, Valeriano se trasladó a Mesopotamia, siendo derrotado en Edesa por Sapor y capturado. Posiblemente murió en prisión.

Páginas relacionadas