Klinger, Max

Retrato de Klinger, Max
Nacionalidad: Alemania
Leipzig 1857 - Grossjena 1920
Escultor y pintor



Galería de obras


Comentario

Inició su formación en Karlsruhe en 1874, trasladándose a Berlín al año siguiente, siendo discípulo de Gussow y de Böcklin. Su interés se centró en un primer momento en los grabados, publicando un total de trece series, siendo de gran interés para De Chirico y los surrealistas.
Su vinculación a la pintura surgió en 1882 cuando recibió el encargo de decorar la Villa Albers en Steglitz. Al año siguiente se trasladó a París para interesarse por las obras de Puvis de Chavannes, Goya y Gustavo Doré. En 1886 se trasladó a Roma donde empezó a interesarse por la escultura, sintiéndose atraído por el idealismo de Rodin para pasar al realismo de sus obras más conocidas, entre ellas el monumento a Beethoven que se exhibió en la exposición de la Secession de Viena en 1902, donde Klimt presentó su Friso Beethoven. Klinger se estableció definitivamente en Grossjena, en las cercanías de Naumberg, donde falleció. Sus obras interesaron especialmente a simbolistas y decadentes.

Páginas relacionadas