Beato Angélico
Convento de San Marcos de Florencia

Adoración de los Magos

Autor: Beato Angélico
Fecha: 1450 h.
Museo: Convento de San Marcos de Florencia
Características: 175 x 357 cm.
Estilo: Renacimiento Italiano
Material: Fresco
Copyright: (C) ARTEHISTORIA

Adoración de los Magos

Comentario

La celda 39 del convento de San Marcos no estaba destinada a ninguno de los monjes dominicos residentes. Tras pasar por una antesala, la estancia era lugar privado para Cosme de Médicis, mecenas de las obras de remodelación y ampliación del monasterio, que encargó a Fra Angelico la decoración del conjunto. El fresco desentona con respecto a la iconografía representada en las celdas del ala norte, todas ellas dedicadas a episodios de la Pasión de Cristo, aunque no seguidos de forma cronológica. Debido a su destinatario, Fra Angelico creyó conveniente decorarla con el tema de la Adoración de los Magos. De esta manera, el fraile pintor simbolizaba la generosa donación del comitente. Precisamente, la Adoración es el trasunto de la devoción y buen hacer del mecenas en el convento. La obra está fechada después de 1450 y, seguramente, no sea de mano de Fra Angelico, que dio el modelo. El gran número de personajes representados y la habilidad pictórica para figurar detalles superfluos del acontecimiento, apuntan al nombre de Benozzo Gozzoli, el discípulo más aventajado del fraile pintor. También el colorido, mucho más variado, lo señalan como último realizador. La Virgen, sentada sobre unas alforjas, tiene al Hijo en sus brazos, siendo reverenciado por uno de los reyes. Más atrás, los otros dos esperan su turno. Llenando el resto de la composición, todo el cortejo de los Magos; unos hablan entre sí, otros tocan instrumentos, otros montan a caballo. Las posturas de las figuras es la responsable del espacio, que apenas está sugerido por un suelo que se confunde con el fondo neutro. De la misma manera que los Reyes adoran al Niño, Cosme de Médicis también lo homenajea. Esto es lo verdaderamente importante del fresco. De la misma forma, Fra Angelico da las gracias a su mecenas por la confianza depositada en él para la realización de la decoración del magno conjunto del convento de San Marcos.

Páginas relacionadas