Descomposición del Imperio Gupta

Escena amorosa
Época: India
Inicio: Año 475
Fin: Año 700

Antecedente:
India

(C) ARTEHISTORIA



Comentario

La causa directa de la desaparición del Imperio Gupta fue la derrota en el 484 del ejército sasánida por los hunos heftalitas, que se encontraron, después de su victoria, las puertas abiertas para penetrar en el norte de la India. La presencia huna en el norte de la India fue acompañada por numerosos desplazamientos de población hasta que las heftalitas fueron derrotados, hacia 536, por el rey Malwa, Yasodharam, casi al mismo tiempo que los persas sasánidas conseguían también vencerlos con ayuda de los turcos. Sin la presencia aglutinadora gupta en el norte de la India, ésta se fragmento en varios reinos, destacando entre ellos el de Sthanesvara, que conoció su apogeo con el rey Harshavardhna, o Harsha (606-647), que se apoderó de la mayor parte de todos los territorios norteños, y mantuvo unas fluidas relaciones con la China de los T'ang, como lo demuestra que repetidas veces visitaron su reino monjes budistas chinos con propósito de peregrinar a los lugares santos búdicos. Harsha fue un monarca enérgico pero tolerante y de espíritu cultivado, llegando a componer varias obras literarias.
Mas al Sur, también a lo largo del siglo VII, dos linajes reales intentaban dominar el Dekán: los calukya en el Noroeste y los pallava en el Sudeste. El Reino calukya, formado a principios del siglo VI, alcanzó su época áurea con el rey Pulakeçin (609-642), que cerró la ruta del Sur al rey Harsha de Sthanesvara, y amplió sus territorios arrebatando al reino de los pallava la región de Andhara, donde creo el Reino de los calukya orientales.
Las continuas luchas entre los calukya y los pallava extenuaron a ambos pueblos, aunque los últimos se rehicieron en los días del rey Mahendrravarmam y, sobre todo de su hijo Narasimhavarmam I (630-668), que se apoderaron de gran parte del territorio calukya, llegando incluso a intervenir hasta en Ceilán.
Los Reinos calukya y pallava nos han dejado numerosos monumentos sobre todo santuarios llenos de abigarrados bajorrelieves, algunos de los cuales son los primeros ejemplos de una arquitectura pétrea al aire libre en la India.

Imágenes

Bodhisattva sedente Pareja divina Ninfa celeste peinándose Siva-Natajara, rey de la danza Buda Cortesana ebria, procedente de Mathura (India) Hariti y Pancika, divinidades budistas (Procedente de Taxila, India) Cabeza