Escenas de guerra

Abrigo de Les Dogues (Ares del Maestre, Castellón). Escena de lucha
Época: Paleolítico
Inicio: Año 6000 A. C.
Fin: Año 4000 D.C.

Antecedente:
La temática

(C) Mª Concepción Blasco Bosqued



Comentario

Estas acciones reproducen el enfrentamiento entre dos individuos o entre dos grupos y se representan dentro de unos esquemas bastante parecidos a los que se conciben para las escenas de caza. Así, en algunos casos, los protagonistas aparecen lanzados a la carrera, con las piernas creando una línea horizontal para dar la sensación de vuelo. Al igual que los cazadores llevan el tronco desnudo y adornos de tiras en brazos, piernas, cintura y/o cabeza. Además, su armamento se compone, al igual que en el caso de los cazadores, de arco y flechas. Con ellos consiguen herir al enemigo que, a veces, aparece con los dardos clavados y huyendo del escenario de la contienda.
En Les Dogues, donde se reproduce la escena de lucha más expresiva, los individuos que integran ambos bandos se diferencian, además de por su situación en cada uno de los bandos, por el tipo de atuendo, detalle que permite suponer que, al menos en algunos casos, los adornos son distintivos de grupo. Además, dentro de cada bando destaca un personaje, por su posición central y en vanguardia, por su mayor tamaño y también por la complejidad y vistosidad de su atuendo, confirmando que también los ornatos personales sirven para destacar la situación de los individuos dentro del grupo. Por otra parte, la existencia de estos jefes plantea la existencia de una sociedad en la que se ha iniciado el proceso de estratificación.
Un aspecto de especial interés es el conocer las causas de los enfrentamientos reproducidos. Para algunos autores se trataría tan sólo de meros simulacros, pero no hay ninguna causa que impida interpretarlos como auténticos episodios reales, aunque no podamos llegar a determinar el porqué de esta rivalidad. Es más, en algún caso encontramos reproducido el acribillamiento, a flechazos, de un individuo por parte de un pelotón, no sabemos si por tratarse de un prisionero de guerra, en cuyo caso hay que ponerlo en relación con las escenas de enfrentamientos armados, o por la infracción de alguna norma establecida.Tanto las escenas de guerra y ejecución, sea cual fuere su interpretación, como las cacerías en las que se produce la intervención conjunta de varios individuos, nos indican la existencia de una sociedad estructurada en torno a una autoridad cuya fuerza y relevancia dentro del grupo desconocemos, ya que los datos que nos aportan las pinturas son insuficientes, al no estar avalados por otras pruebas arqueológicas directas y desconocerse con exactitud quiénes son los autores de cada uno de estos frisos y a qué círculo cultural se adscriben, pero son un documento muy ilustrativo para atisbar algunos aspectos de las sociedades de nuestra Prehistoria reciente.

Imágenes

Cueva de La Saltadora (Les Coves de Vinromá, Castellón). Arquero herido